Consecuencias de no lavar las sábanas

Aunque pasamos en ella un tercio de nuestra vida no prestamos la suficiente atención a la higiene de la cama.

Es recomendable cambiar las sábanas una vez por semana.

Las costumbres de cada casa son distintas y cada uno lava las sábanas de la cama cada cierto tiempo. Sin embargo, expertos en higiene han recomendado en más de una ocasión que el tiempo máximo que se debería dejar entre lavado y lavado es una semana.

Si eres de los que no cumple con esto, puede que te lleves una sorpresa desagradable. Esto es lo que puedes llegar a ocurrir en la cama si no lavas las sábanas con frecuencia.

  • Eczemas: Las sábanas sucias pueden provocar irritaciones o eczemas en la piel al entrar en contacto con el cuerpo. Algunas cremas o productos para tratar estas irritaciones pueden agravar el problema ya que si son difíciles de absorber se quedarán en las sábanas y ayudarán a la propagación de bacterias.
  • Infecciones bacterianas: Este problema es posiblemente uno de los más peligrosos. En la cama se acumulan grandes niveles de humedad debido al sudor, saliva, líquidos, materiales fecales, células muertas y demás cosas que entran en ella. Si las sábanas no se lavan con regularidad esta humedad puede provocar la aparición de bacterias y hongos capaces de propagarse por el cuerpo, sobre todo a través de las heridas.
  • Ácaros del polvo: Estos insectos microscópicos pueden aparecer en las sábanas sucias. Estos microorganismos devoran las células muertas de nuestra piel y son capaces de reproducirse y morir entre los tejidos de las sábanas, acarreando alergias o problemas inmunológicos en las personas con las defensas bajas.

¿Cómo eliminar los rastros de bacterias y ácaros de la cama?

– Especial atención para las almohadas

Es recomendable limpiar las almohadas al menos dos veces al año. Si miras la etiqueta y tienes suerte podrás lavarlas y secarlas en la lavadora. Sino, límpialas utilizando un detergente suave con unas gotas de aceites esenciales y frotando las manchas con un trapo. Déjalas secar al sol y rocíalas con desinfectante antes de colocarles las fundas.

Para que tu almohada no capte toda las humedades puedes protegerla con una funda impermeable pero no de plástico, sino de Tencel. Este material es totalmente natural, es una fina película que recubre el interior de la funda y es impermeable, transpirable, no hace ruido ni da calor. Es una solución perfecta para aquellos que pueden babear la almohada o son muy sudorosos. Su precio oscila desde los 10€ >>>>http://bit.ly/2mSZnvd<<<<

– Desinfecta tu colchón

Puede que seas de los que lava a menudo las sábanas. Pero, ¿hace cuánto que no limpias el colchón? Con media taza de bicarbonato de sodio (un potente antiséptico) y unas gotas de aceites esenciales (de lavanda, menta, romero?) conseguirás un remedio casero para desinfectar el colchón.

Espolvorea la mezcla sobre esta parte de la cama y déjalo reposar durante al menos una hora. Después aspíralo y así conseguirás eliminar los ácaros del polvo y las bacterias del colchón.

Si tu colchón tiene muchos años, por mucho que lo intentes desinfectar o limpiar, los materiales estarán oxidados, por lo que te recomendamos que lo cambies por uno nuevo. En micolchón podemos ofrecerte una gran variedad de productos a precios muy competitivos, marcas reconocidas y el mejor asesoramiento personalizado. Entra en nuestra web www.micolchon.com y descubre tu colchón.

– No te olvides del resto de la cama

Aunque es importante lavar las sábanas con regularidad, no hay que olvidarse del resto de la ropa de cama. Una vez al mes limpia las mantas, el edredón y la funda del colchón con agua caliente para eliminar cualquier rastro de bacterias. También contamos con una selección de artículos de ropa de cama del fabricante Velfont pensados para combatir los ácaros: http://bit.ly/2mCXZec.

– El resto de la habita
ción

Para eliminar la humedad y la posible formación de ácaros es importante ventilar todos los ambientes. Prueba a dejar las alfombras al sol por las mañanas si quieres desinfectarlas sin tener que limpiarlas.

Prueba a purificar el aire de la habitación con plantas como la dracaena, bromelia, aloe vera o el ficus. Estos vegetales eliminan de manera natural los llamados compuestos orgánicos volátiles (COV), presentes en muebles, pinturas, impresoras o productos de limpieza.

Fuente: La Opinión de Málaga

 

 

Asesor del descanso
Siguenos en:

Asesor del descanso

Desde que comenzara su andadura como Colchonería El Palo hasta llegar a la cadena de tiendas especializadas en descanso MI COLCHÓN, esta conocida firma malagueña ha evolucionado, e incluso revolucionado la industria del descanso.
Asesor del descanso
Siguenos en:

Latest posts by Asesor del descanso (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *