Cómo evitar la somnolencia

Somnolencia en el trabajoSi bostezas con frecuencia, das cabezadas a las primeras de cambio, se te nubla la visión, tienes falta de atención o te cuesta mantener los ojos abiertos, es posible que tengas somnolencia diurna.

Normalmente la somnolencia aparece cuando el metabolismo se ralentiza, y es que hay muchas acciones cotidianas que lo hacen ir más despacio. La digestión es una de ellas, ya que cuando comemos de manera copiosa lo que sucede es que el organismo se ralentiza pues todos los esfuerzos están puestos en digerir los alimentos. Lo mismo sucede al consumir grandes cantidades de calorías o alimentos ricos en grasa. Esta ralentización del organismo producirá en nosotros un efecto de sueño que nos aparecerá después de las comidas y que diminuirá nuestro rendimiento. También la mala calidad del sueño por la noche afectará a las ganas de dormir que tendremos a lo largo del día, ya que despertarnos por la noche y dormir poco no nos permitirá descansar como queremos y nos obligará a estar mal todo el día.

Pero no todas las cusas de la somnolencia se deben a factores externos, sino que a en muchos casos se deben a desajusten internos como por ejemplo la falta de hierro en el organismo. Esta carencia lo que hará será dejar nuestra energía por los suelos, algo que nos hará tener sueño a lo largo de la jornada. Lo mismo sucede cuando tenemos problemas con el tiroides, ya que esta glándula regula la actividad metabólica. Cuando se ralentiza lo que sucede es que nuestro cuerpo va más despacio y esto se traduce en sueño y cansancio sin saber muy bien los motivos del mismo. Seguir un tratamiento médico también puede ser causa de somnolencia. Por ello si la somnolencia es algo habitual en nuestra vida es importante que acudamos al médico para saber si detrás se esconde un problema mayor.

Si te preguntas cómo evitar la somnolencia en caso de ser factores externos, puedes empezar por averiguar cuáles son los problemas que te afectan y que hacen que te entre sueño por el día, aquellos que afectan a tu rendimiento diario y a la falta de sueño. Por ello, es necesario que duermas y descanses, para poder afrontar con energía la labor exigente que presenta el día.

Si tienes demasiadas cosas que hacer durante el día, y piensas que robando horas de sueño vas a poder hacer más cosas, no estás del todo en lo cierto.Primero porque vas a estar más cansado, y segundo porque vas a estar menos concentrado, haciendo las cosas peor.
Duerme lo que tengas que dormir y deja de hacer cosas que no sean necesarias, reparte tu tiempo de manera equitativa y organiza la semana, de manera que te de tiempo a hacer de todo, y también, por supuesto, a dormir.

Evita la cafeína, el alcohol y/o bebidas estimulantes a partir de las seis de la tarde, ya que te perjudican para dormir. Un paseo después de comer es otra alternativa que también puede ayudarte.

En caso de que tu tiempo te lo permita, darte el placer de echarte una siesta no tiene precio, asi que, siempre que puedas, descansa un rato (con 15-20 minutos vale) por la tarde. Esto puedes hacerlo el fin de semana si durante la semana el trabajo no te lo permite.

Asesor del descanso

Asesor del descanso

Desde que comenzara su andadura como Colchonería El Palo hasta llegar a la cadena de tiendas especializadas en descanso MI COLCHÓN, esta conocida firma malagueña ha evolucionado, e incluso revolucionado la industria del descanso.
Asesor del descanso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para evitar el SPAM, necesitamos que complete la siguiente secuencia: *